Mensaje Orlado N°4

En el Valle

El sol está fuerte en estas latitudes así que decidimos partir temprano. La idea es caminar hasta la policía caminera que está en las afueras de la ciudad y ahí, hacer dedo hasta que alguien nos lleve al próximo destino. Son 3 kilómetros desde donde estamos, y con el pasar de las cuadras nuestras mochilas se vuelven cada vez más pesadas. El calor sofoca y no hay árboles así que apuramos el paso lo más que podemos.

Ya en la ruta, el cuarto auto que pasa se detiene y ofrece llevarnos. No han pasado dos minutos desde que llegamos, así que ésta se convierte en la ocasión más rápida en que me han levantado, incluyendo rutas de Argentina, Chile, Bolivia, Perú, Ecuador y Colombia. El conductor abre sus puertas con una sonrisa, acelera y ya estamos viajando por la inmensa llanura patagónica. Atrás quedaron muy a cuentagotas, los que viven al futuro y tienen respuestas coherentes a los asuntos que los afligen.

El paisaje se vuelve más verde, y los ríos y cursos de agua comienzan a decir presente. Aparecen grandes fincas, y los frutales se extienden hacia el horizonte: son infinitos casi los manzanos, perales, durazneros, ciruelos, viñedos, etc. Frutos enormes, que beben y beben del inagotable néctar cristalino que baja de los andes. Nos enteramos que falta mano de obra para la cosecha y que a veces muchas toneladas de los frutos maduran y se pudren en el suelo. La mies es grande en esta zona del sur, y los recolectores siguen siendo pocos.  

Así lucen hoy estas tierras que serán abrazo en el futuro para el “que sufre en quemazón – para el sin hogar – para el huérfano niño – para el que hambre padece – para el desposeído – para el anciano, para el enfermo -para el que nace – y para el que deba nacer en este lugar de promisión”. Y veo al futuro el alimento desde esta zona embarcándose en grandes conteiner y enormes barcos para calmar “el hambre que caerá en occidente” – y también en- “Oriente –que- no aprenderá y caerá en hambre” (BSP 1938).

Y el dilema alimenticio que ya comienza a asomar, no solo por sequías, transgénicos y caos climático, sino porque en esos días llegan noticias de Japón y hay sismo y contaminación radioactiva como lo presagio también Rasputín: “Los venenos abrazarán a la Tierra como un fogoso amante. Y en el mortal abrazo, los cielos tendrán el hálito de la muerte, y las fuentes no darán más que aguas amargas, y muchas de estas aguas serán más tóxicas que la sangre podrida de la serpiente. Los hombres morirán a causa del aire, pero se dirá que han muerto del corazón o de los riñones… Y las aguas amargas infectarán los tiempos como la cicuta, porque las aguas amargas alumbrarán (presagiarán) tiempos amargos”. “El alimento, en este tiempo, será cada vez más escaso, porque todo estará envenenado. Los graneros estarán llenos, las fuentes darán agua fresca, las plantas darán frutos; pero quien coma de aquel grano y beba de aquella agua, morirá; y quien coma de aquellos frutos, morirá. Sólo los alimentos recogidos por la generación precedente no llevarán la muerte…”

Las fincas se empequeñecen y se compactan cada vez más, convirtiéndose en barrios, y luego, en una vasta ciudad. Ya hay semáforos, bocinas y autos y más autos. Nuestro viaje termina, y agradecemos profusamente a este buen hombre que nos trae. Tenemos conocidos que nos pueden ayudar, así que hacemos unos llamados y las cosas comienzan a moverse. Eran las 4 de la tarde y no habíamos almorzado. Vamos a ver que podemos comer en un restaurant pero era muy caro. Antes de irnos, un hombre sentado me toma del brazo y no me suelta. Ha tomado algunas cervezas pero no es agresivo. Insiste en que comamos con él y que invita. Quería compañía para hablar de su vida, y hacemos lo que podemos para escucharlo mientras comemos. Una situación similar me ocurrió con un hacendado colombiano que en la ruta a Medellín me invitó a comer. Esta vez, a diferencia de aquella, el tiempo y las metas son distintas, así que nos despedimos rápidamente, por supuesto agradecidos con el gesto.   

En las noticias no es solo Japón, porque ahora llegan informes de Siria y asoma la guerra.  Mientras tanto el Oriente se levanta y ya son noticia los heridos, gases lacrimógenos, balas, manifestaciones, incendios de edificios y enfrentamientos violentos. El fuego se alimenta y extiende y Parravicini pareció presagiarlo: “Oriente se levantará para el 65- ¡Después el Caos!” (BSP 1938). Nuevamente el 65, nuevamente la cercanía del 66, nuevamente los números que desconciertan porque así fue diseñada la profecía desde lo alto.

Por eso, los símbolos de cumplimiento van dando la pauta de los acontecimientos y no las fechas que estratégicamente están cambiadas en Parravicini, como quedó dicho por los navieros azules: “Habrá un compás de espera para el hombre. Es el tiempo que corresponde a la mal calculada cronología vuestra. Tenéis un largo tiempo de error esto de alguna manera ha servido para “proteger” las Profecías, para que sea difícil situarlas en el tiempo, y lograr así una interpretación más precisa” (Mensaje pleyadino).

Y ese “tiempo de error” parece achicarse cada día más, y ya no hay tiempo…  Porque Oriente ya se levanta, y el fuego arremete desde abajo, como lo muestra el gráfico, y se eleva hasta llegar a su punto culminante donde convergen todas las profecías: La cúpula que representa la mezquita de Omar. El fuego está cada vez más próximo al lugar que origina la guerra de las guerras y “¡Después el caos!” que ya no se puede detener.

Y la fecha se acerca no solo porque 65 (6+5) da 11, sino porque los números concuerdan con los acontecimientos que comienzan a sentirse en el mundo: “Tormentas. Ciclones. Inundaciones, terremotos, pestes, enfermedades desconocidas. Revoluciones; Guerras. ¡Caos! El 66 comienza” (BSP 1940).”Llega el mal a la Tierra; el 66 será clave del principio del final. Aprestaos que el tiempo es corto y la humanidad ciega” (BSP 1937).

Aquí ya es otoño y los árboles cambian de color. En el camino encontramos a varios que hablan del 2012, los iluminati, la invasión reptil, los mayas, Parravicini, etc. Muchos de ellos no hacen la diferencia con la información que poseen y sus actos no se distinguen de las personas que desconocen lo que realmente pasa. Por eso ¿De qué le sirve “saber” a alguien lo que está sucediendo si su estilo de vida es igual al de alguien que ignora todo? ¿Dónde está la diferencia si el pensamiento, los actos y los hábitos de los que “saben” son un reflejo exacto al del resto de las personas del mundo?

Por nuestro lado, vemos que algo aparece en el cielo. Son puntos de luz plateada que palpitan, laten. Salen del sol del medio día y algunas se agrupan. Una de ellas desciende sobre el horizonte de manera extraña. Se menea como una hoja, muy suavemente hasta casi tocar el suelo, como si se desprendiese de una rama, y luego de un rato vuelve a remontar su vuelo hasta casi adentrarse en el mismo sol. Nadie en la calle las ve; todos van demasiado distraídos para mirar arriba y correr el riesgo de encandilarse. Su vuelo se mantiene durante largo tiempo y se nos hace tarde.

 

A 45 grados comienza la Prueba

La Argentina también comienza a agrietarse. Pero no son fisuras geológicas ni en el hormigón de alguna de sus centrales nucleares. Argentina comienza a quebrarse políticamente porque hay conflictos electorales y la ambición y el ansia de poder empiezan a aflorar en el país. En la Patagonia, “Modelo Chubut”, la lista del PJ Federal obtuvo el 37,8% (98.909 votos). Mientras que el candidato del Frente para la Victoria (Kirchner), quedó segundo con el 37,2% (97.358 votos). El kirchnerismo no reconoció la derrota y la elección ya generará fuertes conflictos.

El gobierno provincial ahora demarca la división con el poder federal, porque ya en su discurso separa ambos territorios, apelando a la corrupción de Buenos Aires y la honestidad del pueblo patagónico: “Capaz que están acostumbrados a ese tipo (de maniobras) porque viven de una historia de elecciones, sobre todo en la provincia de Buenos Aires, donde el fraude y hacer trampas eran moneda corriente. Pero acá es otra realidad, la gente es seria, responsable. Fue una elección seria y ganamos por 1.500 votos”, dijo el representante del Peronismo Federal, Mario Das Neves.

Y aquí no sorprende el conflicto que asoma, porque “¡Argentina comenzará en pruebas el 45!”, ya dijo Parravicini, y a 45 grados se encuentra la provincia de Chubut. Y cuando el Kirchnerismo no aceptó el resultado e instaló la idea de que hubo “fraude”, en Argentina se hizo un cumplimiento. Porque desde el sur acusaron al Gobierno Federal de no respetar las autonomías ni las decisiones de las provincias como publicó Clarín en estos días: “Los apoderados del justicialismo salieron ayer a denunciar la “bochornosa injerencia del gobierno nacional en las elecciones realizadas el domingo” y acusaron a sus funcionarios de “no respetar las autonomías provinciales ni las decisiones de sus pueblos(CLARÍN 27/03/11). Y son palabras contundentes y exactas al documento escrito hace 40 años:

“debemos llevar la miseria y la injusticia a sus últimos extremos, especialmente en los pueblos comprendidos dentro de la zona de Andinia, provocando desde la Capital Federal el arrasamiento de los derechos federales de las Provincias” (Plan Andinia)

Por eso la profecía fue clara: “¡Argentina comenzará en pruebas el 45! La flor y la tortuga -SION-, serán en Argentina en el 66” (BSP 1939).  

Y cuando este reptil cuadrúpedo llega a la Argentina, y sube a su nueva tierra es el momento en que el plan Andinia entrega su ejecución:

«Entonces, mis hermanos, aquí están los factores determinantes para que esos pueblos y esas Provincias, cansadas y hastiadas de tantas indignidades y de la más espantosa miseria, llevadas a sus últimas consecuencias, tomarán en conjunto la más tremenda determinación: romper todo vínculo con el Gobierno Federal,
proclamar su independencia como una Nación libre y soberana
”.

Frente a este macabro plan, ya llega el momento en que “La pureza en retiro y fatigada, debe ser alzada en andas. El bien en el bien del mañana espera, y aunque en fatiga more, no debe olvidar el mundo en perversión. ¡Baje a él! ¡Mézclese en él! ¡Entréguele la palabra, sin temer a la mofa. Entre en sus vicios. No por ello la pureza será en extravío, no por ella palidecerá ¡No! Sea su luz, LUZ y será mayor” (BSP 1972). Porque ya es el momento de la Luz mayor en el oscurecimiento, de la hora de “la Gran Prueba” donde todos sin salvarse uno son puestos a prueba, en su amor, en su voluntad, en su inteligencia, en su consciencia, en su apremio, en su coraje, en su valentía, en su integridad, en su fuerza, en su resistencia hasta el final, en el no decaer, en el seguir adelante, en el enfrentar cara a cara al ignorante, porque:

“Vosotros sois la luz del mundo; una ciudad asentada sobre un monte no se puede esconder. Ni se enciende una luz y se pone debajo de un almud, sino sobre el candelero, y alumbra a todos los que están en casa”.

 

Marzo del 2011

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s